En prisión e incomunicado en Arabia Saudí

Qué maravilla de país…

Mohammed 'Abdullah al-'Abdulkareem

Así es como mantiene Arabia Saudí a un catedrático de derecho por tener la osadía de preguntarse por el futuro del régimen:

El Dr. Mohammed ‘Abdullah al-‘Abdulkareem, catedrático de derecho de 40 años de edad, casado y con tres hijos, fue detenido el 5 de diciembre por la tarde en su casa, por cuatro hombres vestidos de civil, que se cree que eran miembros de los servicios de Inteligencia General (al-Mabahith al-‘Amma) del Ministerio del Interior, así como por varios agentes de policía uniformados. Según activistas de Arabia Saudí, minutos después de su detención llamó a su esposa y le dijo que lo llevaban a la prisión de dichos servicios, pero que volvería por la noche. No regresó, y desde entonces se encuentra recluido en régimen de incomunicación. Los activistas de Arabia Saudí creen que está en la prisión de Al Ha’ir de Riad. No se sabe por qué ha sido detenido, pero se cree que guarda relación con un artículo que escribió y publicó en su página de Facebook el 23 de noviembre.

En el artículo, escrito en árabe y titulado “La crisis del conflicto político entre las facciones gobernantes en Arabia Saudí”, se planteaba la pregunta siguiente: “¿Esta la continuidad del reino, unido en una entidad, condicionada a la existencia de la familia [gobernante]?”. Se respondía a la pregunta examinando la incertidumbre existente en torno a la sucesión en la familia real y otros procesos institucionales que afectan al futuro de Arabia Saudí. No se propugnaba en el artículo la violencia ni se hacía referencia alguna a ella.

Se cree que puede estar siendo sometido a tortura.

Foto.

Anuncios

4 pensamientos en “En prisión e incomunicado en Arabia Saudí

  1. Creo que estos tíos tienen el mismo complejo que aquejaba a los emperadores romanos: Una crítica al Estado es una crítica a ellos mismos. Y, ahora que lo pienso, también tenía el mismo complejo Luis XIV (y otros iguales a él). Y ZP y compañía padecen algunos síntomas. A ver si va a haber algún virus que se transmite y que sólo afecta a determinadas personas que, qué curioso, pertenecen a la “clase dirigente”. Ya decía yo que tenían algo raro. Será el virus ese.
    Fuera bromas. ¿Cómo podemos estar en “amigables relaciones” con antiguallas como las de ese país? Y, aún más importante, ¿dónde están todos esos defensores de los derechos humanos a lo largo y ancho del planeta (AI y demás oenejetas) y qué están haciendo para que este hombre recupere lo que es un derecho inherente a su dignidad como persona: su libertad? Si criticar es cometer un delito, yo tendría que llevar en prisión casi desde que nací. 😦

    • Lo pésimo es la poca repercusión que tienen estas noticias, mientras que se emiten “interesantísimos” bodrios sobre las “princesas de barrio”, “el corazón” o “los hijos de papá”.

      😥

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s