Los pactos, las elecciones y la democracia

David Cameron

Normalmente se enseña que la democracia es el gobierno del pueblo (de demos, pueblo y kratos, poder). Se supone por tanto, que a más participación del pueblo en el gobierno, más perfecta es una democracia. Bien, pues luego en la realidad, uno vota y los políticos deben pensar que es un kleenex porque, una vez que ha pasado el delirio de las votaciones, se olvidan de sus promesas. O no pueden cumplirlas, aunque hayan sido muy importantes.

Como consecuencia de las últimas elecciones en Reino Unido, salió elegido Cameron (conservador) y Clegg (liberal-demócrata). El primero, claramente euroescéptico, había defendido que iba a haber un referédum sobre el Tratado de Lisboa. El segundo, eurófilo, había ordenado a los diputados de su grupo, en una pasada votación sobre la cuestión. que se abstuviesen de votar, dando lugar a que tres de ellos se fueran de sus filas.

Nick Clegg

El otro día, Clegg, el “liberal-demócrata”, anunció que no iba a haber referéndum, porque “no iban a ir hacia atrás”. Después, Cameron presentó una Ley, considerada un maquillaje, por la que, en el futuro, cualquier transferencia de soberanía a la UE, será sometida a referéndum. Y, ¿por qué en el futuro y no ahora?

De modo que un partido “bisagra” (más bien, “el-que-se-aprovecha-del-pacto-aunque-tenga-muy-pocos-votos“) decide si va a haber o no referéndum.

Una vez más se ve que, en lugar de proteger lo que efectivamente dice la mayoría, los pactos sólo acaban consiguiendo que se haga lo que dice una minoría pero que, como consecuencia del pacto, se acaba imponiendo. Lo malo es que, si se impone una minoría, porque se permite, eso no es ya democracia. ¿O no?

  • Liberal: dícese del que defiende la libertad individual.
  • Demócrata: dícese del partidario de la democracia.

Pero se opone a un referéndum que quiere un importante número de ingleses. Pues qué bien.

—-

Estudiantes británicos asaltan la sede de los Tories en "protesta" por el recorte presupuestario

Por cierto, ayer estudiantes que participaban en una manifestación contra el recorte presupuestario del Gobierno, que les obligará a pagar un precio más alto por las matrículas, entraron a la fuerza en la sede del Partido Conservador y causaron dos heridos. “Lo que se planteaba como una manifestación pacífica –desde el Parlamento hasta la galería Tate– se torció a su paso por el rascacielos donde se encuentra la sede de los ‘tories’, la Torre Milibank. Allí, y después de que algunos jóvenes rompiesen los cristales de la planta baja, utilizando para ello incluso el mobiliario del propio edificio, cientos de manifestantes irrumpieron en las instalaciones“.

Anuncios

6 pensamientos en “Los pactos, las elecciones y la democracia

  1. Excelente artículo, por lo demás, viendo las imágenes de la protesta y acordándome de cómo dejaron las sedes del PP durante la guerra de Iraq (la del 2003, no la que ellos apoyaron cuando gobernaban en el 91) me planteo lo siguiente:
    Qué españoles nos han salido los radicales ingleses ¿no?

    • Gracias, Epiro.
      Si te fijas, lo interesante es que personas que en principio, se definirían como pacifistas, lo único que después hacen es demostrar el poco aprecio que le tienen a la paz. Es cierto, que al parecer, de los 50.000 que participaron sólo una minoría (unos 200) hicieron esto. Pero no deja de ser curioso que manifestaciones que no son desde luego “conservadoras“, por las personas que van en ellas, acaben siempre con destrozos públicos.

  2. No entiendo cómo los conservadores británicos llegaron a un pacto con esos progres lib-dems. En fin…

    Lo del asalto a las sedes de ayer, y como lo han presentado ciertos medios de izquierda, me parece alucinante. Me pregunto qué dirían si eso lo hiciesen grupos de la derecha radical.

    • El poder que es muy apetecible.
      Lo que no sé es, si alguien exigirá que se disuelvan las Cámaras por aprobar una modificación constitucional tan importante como el Tratado de Lisboa. Así ha sido siempre con las modificaciones constitucionales, según la tradición británica, ya veremos.
      Lo de los medios: si lo hacen estos es libertad de expresión de la buena. Si lo hacen los radicales de derecha (o sea, iguales que estos pero del otro lado), entonces, uyyyy, esos son unos fachas
      Si al final, el discurso es muy parecido.

  3. Al hilo de esto y de la prostitución del voto, yo estaba en Inglaterra cuando fueron estas elecciones. Cenando con una amiga ultraprogre, que cree que todos los males del planeta los causaron los tories (tendrías que verla cuando le nombro a la tita Maggie, jajaja), tenía un cabreo del doce por la alianza entre conservadores y lib-dems. Ella, que siempre vota laborista, había votado a los lib-dems por cálculo electoral en su distrito y estas cosas. Cuando se enteró de que se iban a aliar con Cameron para gobernar es que casi ni podía hablar. Lo que me reí, madre.

    • Geee. Me lo imagino. 😆 En plan, la niña del exorcista…
      Sin embargo, yo creo que se debería:
      a) o hacer una doble vuelta, el candidato que más votos saque es presidente (caso francés).
      b) o el candidato que más votos saque en la primera vuelta, tiene la mayoría absoluta y la otra parte se reparte entre los demás a prorrata.
      A mí lo de los pactos me revuelve el estómago. Luego tenemos a unos chupópteros como los de ERC con 600.000 votos, dirigiendo a los demás 45 millones de españoles. Asqueroso…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s